Ejercicio sin salir de casa

Ejercicio sin salir de casa

EJERCICIO SIN SALIR DE CASA

¡No hay excusas! Con diverso material que tengamos en casa y con un poco de imaginación podemos realizar ejercicios muy interesantes. Ahora más que nunca es un buen momento, pues no sólo disfrutaremos de los beneficios del deporte para la salud, sino que también combatiremos la sensación de estar inactivos debido al trabajo o a la rutina del día a día.

¿Qué tener en cuenta al hacer ejercicio en casa?

Sin embargo, aunque el ejercicio lo practiquemos entre las cuatro paredes de nuestro hogar, debemos seguir teniendo en cuenta una serie de aspectos para lograr que el resultado sea totalmente satisfactorio.

En primer lugar, todos los miembros de la familia deberían reservar un tiempo diario para hacer ejercicio. No importa la edad, los beneficios del deporte son para todas las edades siempre que se practiquen aquellos indicados para nuestra edad y estado de salud.

En cualquier caso, si algún miembro de la familia no está acostumbrado a realizar ejercicio con regularidad, es importante que empiece poco a poco y vaya subiendo la intensidad según se vaya encontrando más cómodo y seguro practicándolo.

Por otra parte, tampoco hace falta hacer sesiones muy largas de ejercicio. Con practicar entre 30 o 40 minutos diarios será suficiente. Lo importante es la regularidad. Es mejor hacer poco ejercicio todos los días que darnos un “atracón” un día a la semana.

Antes de empezar es muy importante calentar. Al estar tanto tiempo en casa sin movernos, necesitamos más que nunca calentar y moverlos músculos, por lo que deberemos empezar haciendo estiramientos suaves durante unos 5 o 10 minutos e ir aumentando la actividad de forma gradual. Para esto es importante ir vigilando nuestras pulsaciones para asegurarnos que el ritmo cardíaco se mantiene dentro de lo normal.

Por último, en cuanto al tipo de ejercicios que podemos hacer dentro de casa, depende de lo que tengamos disponible, lo ideal sería, por ejemplo, si tuviéramos una bicicleta estática. Pero no es necesario, siempre podemos correr/trotaren el sitio, hacer flexiones, abdominales en el suelo... El no tener máquinas de ejercicio no es una excusa para estar inactivos. Lo más importante es permanecer activos dentro de lo posible, hacer un poco de ejercicio cada día y empezar siempre de forma gradual. ¡Ya no tienes excusas!

Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de cookies y de nuestra política de cookies.  Más información